Salario Emocional

Es la suma de todos los incentivos no monetarios que ofrece la empresa, además del salario. 


Está orientado a motivar, retener, comprometer y fidelizar a sus colaboradores. Busca satisfacer necesidades personales y mejorar la calidad de vida dentro y fuera del ámbito laboral. 


Entre los más conocidos, se encuentran los siguientes tipos de salario emocional: 
1.    Desarrollo profesional 
a.    Oportunidades de crecimiento dentro de la organización 
b.    Capacitación 
2.    Compatibilidad entre vida personal y el trabajo
3.    Buen ambiente laboral
4.    Reconocimiento del desempeño
5.    Oportunidad para participar en las decisiones de la empresa. 
6.    Horario flexible – posibilidad de trabajar desde casa. 
7.    Vestimenta flexible
8.    Beneficios al personal